La actividad física en mayores resulta altamente beneficiosa para su calidad de vida y para su mejora y rehabilitación después de muchas enfermedades y dolencias. El papel de los fisioterapeutas en estas actividades terapéuticas resulta fundamental para permitir que el paciente se adapte a cada una de ellas según su capacidad y salud.

La importancia de la fisioterapia en la tercera edad

Los fisioterapeutas especializados en gerontología trabajan de diferentes maneras y en ambientes diversos: en centros de la tercera edad, en centros de fisioterapia (donde los pacientes acuden por indicación médica o en busca de una solución alternativa para sus problemas físicos) o de forma particular, acudiendo al domicilio del paciente.

La fisioterapia puede aplicarse como parte de un tratamiento determinado para enfermedades durante su transcurso o como parte de una rehabilitación, o simplemente para reforzar el estado físico de los ancianos, mejorar su salud para prevenir dolencias y fortalecer su capacidad de sanación en muchos casos de enfermedades y trastornos propios de la edad.

Beneficios de la fisioterapia gerontológica

Los efectos positivos de la fisioterapia en ancianos incluyen tanto beneficios físicos como psíquicos. Muchas veces las personas de la tercera edad encuentran en ella una actividad diferente, que las ayuda a salir de su monótona rutina e interactuar socialmente fuera de su círculo habitual. Esto establece una motivación importante, lo que aumenta su autoestima y les otorga la vitalidad que muchas veces necesitan.

Gracias a los fisioterapeutas, se observa como los adultos mayores combaten la inmovilidad y falta de actividad y fortalecen sus huesos, músculos y cada sistema orgánico, mejorando enormemente su calidad de vida. Cuando se trata de una rehabilitación, la fisioterapia puede significar la cura definitiva y el comienzo de una nueva etapa de salud.

Las ventajas de la fisioterapia en ancianos incluyen tanto beneficios para el estado físico como para el estado mental. Muchas personas mayores de 65 años, haciendo ejercicios con fisioterapeutas encuentran una forma diferente de relacionarse con otras personas, fuera de su entorno normal. Esto supone un aumento de su autoestima y les otorga una vitalidad nueva que en ocasiones necesitan.

Por este motivo desde ASISHOGAR contamos con  fisioterapeutas para que nuestros usuarios tengan todo lo que necesitan. No lo dudes y si quieres conocer todos nuestros servicioscontacta con nosotros.